Verano de la Seguridad: Ivanti refuerza su compromiso con la ciberseguridad

Ivanti presenta su “Verano de la Seguridad”, una iniciativa que refuerza su compromiso con la seguridad de sus clientes ante el aumento y sofisticación de las ciberamenazas en todo el mundo. De este modo, la compañía pretende poner en valor su misión de facilitar y hacer posible el trabajo “desde cualquier lugar”.

La iniciativa “Verano de la Seguridad” tiene lugar tras la orden ejecutiva decretada por el presidente estadounidense Joe Biden para reforzar la ciberseguridad, que tiene como objetivo mejorar la colaboración y el intercambio de información entre el gobierno federal y el sector privado, requiriendo “cambios drásticos e inversiones significativas, con el fin de proteger a las instituciones críticas de las que depende el estilo de vida de los ciudadanos estadounidenses“.

Verano de la Seguridad Ivanti

En respuesta a esta solicitud, Ivanti se compromete a adoptar un modelo colaborativo en materia de ciberseguridad y a responder a las cada vez más exigentes demandas en este campo, consecuencia de la creciente sofisticación de los ataques. A largo plazo, tal y como resume la iniciativa “Verano de la Seguridad”, Ivanti tiene previsto aumentar su plantilla para reforzar sus equipos y asociarse con proveedores expertos en ciberseguridad para ampliar el alcance de su plataforma Ivanti Neurons, además de introducir nuevas funcionalidades que permitan mayor protección para el trabajo en remoto.

“Los hackers han mejorado sus ataques y la industria de la ciberseguridad tiene que estar a la altura”, afirma Daniel Spicer, nombrado recientemente nuevo vicepresidente de Seguridad de la compañía. “Ivanti mantiene su foco en proteger a sus clientes y mitigar las amenazas con la mayor rapidez posible. Esto pasa por centrarse en la creación de productos seguros, educar sobre las mejores prácticas y ayudar a las organizaciones a formar una base de seguridad sólida mediante una estrategia de ‘confianza cero’. También requiere transparencia y colaboración”, explica Spicer.

Seguridad en cualquier lugar

La rápida transición al trabajo en remoto ha cambiado para siempre el panorama de las amenazas. Cuando teletrabajan, los empleados utilizan varios dispositivos para acceder a las redes, los datos y los servicios corporativos, haciéndolo desde diferentes lugares. Aunque la productividad ha aumentado de forma considerable, esta nueva normalidad que impone el trabajo a distancia también ha ampliado considerablemente las posibilidades de ataque a las empresas, ocasionando un sinfín de problemas de seguridad.

Al mismo tiempo, los actores de las amenazas han perfeccionado de forma considerable su ingenio y sofisticación. Recientemente, piratas informáticos alteraron la vida cotidiana y provocaron un caos generalizado con ataques de ransomware dirigidos a importantes compañías cárnicas y al sistema de gaseoductos.

Verano de la Seguridad

 

Según un reciente estudio global llevado a cabo por Ivanti entre más de 1.000 profesionales de TI de Estados Unidos, Reino Unido, Francia, Alemania, Australia, Nueva Zelanda y Japón, un 58 % de los encuestados reconoce que sus empresas han sufrido un ataque de ransomware en el último año, de las cuales una mayoría (53 %) tardó entre una y cuatro semanas en recuperarse.

Para afrontar estas crecientes amenazas, el lugar de trabajo “en cualquier parte” exige seguridad, también, en todas partes. La seguridad de “confianza cero” (Zero Trust) permite a las organizaciones disponer de una red más fuerte e impenetrable, al verificar constantemente cada activo y transacción antes de permitir cualquier acceso. La verificación incluye, entre otras cosas, una robusta autenticación  de los usuarios, la comprobación de la postura de los dispositivos y la microsegmentación de las redes. Además, y previo a conceder el acceso, la “confianza cero” tiene en cuenta el contexto global del entorno del usuario, no solo los datos inconexos.