Orange: solución autogestionable de videovigilancia en el hogar desde el móvil

La solución de videovigilancia que ofrece Orange es un producto autogestionable que incluye una cámara de videovigilancia y una app en el móvil, Orange Smart Home, desde la que se pueden gestionar, además de otros objetos conectados, una o varias cámaras para visualizar lo que ocurre en el hogar desde cualquier sitio y en cualquier momento.

orange

 

La cámara de videovigilancia es autoinstalable (requiere únicamente corriente eléctrica y WiFi), sin necesidad de cableado en el hogar, y el cliente puede acceder en tiempo real a la estancia en la que esté instalada, grabar eventos que se detecten de manera automática (movimientos, entrada y salida de personas…), hablar con los familiares que estén en ese momento en el hogar o comunicarse con su mascota gracias al micrófono y altavoz que tiene integrado.

Todo ello autogestionado por el cliente de forma fácil e intuitiva a través de la app Orange Smart Home. El cliente puede acceder a esta solución por solo tres euros al mes durante 24 meses.

Orange ha desarrollado la app Orange Smart Home para facilitar la gestión de los dispositivos conectados en el hogar, con la que el cliente podrá controlar desde una única app todos sus dispositivos Smart Home de Orange, creando así un ecosistema de objetos conectados con una gestión sencilla e intuitiva a través de la app.

En concreto para la cámara de videovigilancia, el usuario podrá controlar, configurar, y usar de forma fácil dicha cámara, mostrando notificaciones para todos los eventos detectados y ofreciendo escenas y automatizaciones para un uso sencillo desde el primer momento. Esta solución de videovigilancia permite, por ejemplo, que el cliente conozca cuando llegan sus hijos a casa, ver lo que está haciendo su mascota cuando está fuera de casa, o vigilar al bebé desde una habitación distinta de la casa.

Antes de su lanzamiento masivo, la compañía ha realizado un lanzamiento piloto de este producto a finales del pasado año, explicando las posibilidades de la app y los usos de la cámara en 100 tiendas, con una gran aceptación por parte de los clientes y superando con creces las expectativas de venta.

Este lanzamiento supone el primer paso de Orange en su renovada estrategia de Smart Home. Apoyándose en la app Orange Smart Home, Orange proporcionará a sus clientes una experiencia digital personalizada muy sencilla e intuitiva para sus soluciones Smart Home, con propuestas dirigidas a cubrir las necesidades reales de sus clientes.

Esta solución está pensada para la autogestión de la vigilancia del hogar por parte del cliente, no es un servicio de seguridad privada y no está conectada a ninguna central receptora de alarmas.