La Gestión Remota de señales y alarmas de incendio

Carlos Chicharro. Director de Protección Activa de TECNIFUEGO

Cada vez nos exigimos tener con mayor rapidez y detalle toda la información que nos atañe de cualquier gestión o servicio que recibimos, un movimiento bancario, una compra, el estado del servicio de un suministro eléctrico. La digitalización de la información para los servicios ya no es solo un valor diferencial, sino una exigencia social que va en aumento.

En el ámbito empresarial, además, disponer de información digitalizada genera infinidad de nuevas posibilidades para la gestión y para los servicios que sin ninguna duda nos hacen ser mucho más eficaces y competitivos, el reto ahora es que cada sector o actividad gestione toda la información digitalizada que es capaz de obtener de la mejor forma posible, en este marco, también los sistemas de detección y alarma de incendio tienen mucho que ofrecernos.

Gestion remota de alarmas de incendio

¿Qué importancia tiene la información digitalizada que genera un sistema de detección y alarma de incendios y qué posibilidades de utilización nos da?

Las instalaciones de detección de incendios generan desde hace muchos años gran cantidad de información que la mayoría de las veces no es utilizada, solo el personal técnico especializado puntualmente accede a esta durante un mantenimiento preventivo o la analiza tras algún problema surgido, un siniestro, una falsa alarma, una maniobra producida en el sistema sin aparente explicación, si bien es evidente que solo acceder a esta información de forma ocasional y no realizar un análisis periódico o una supervisión continuada de la misma nos hace desconocer si el sistema se encuentra en un estado correcto, si es fiable e incluso si se encuentra mantenido correctamente.

El desarrollo de la tecnología contra incendios ha permitido que los sistemas de detección sean cada vez más eficaces y seguros, pero en la mayoría de las ocasiones no están atendidas por personal, dejando aparte que además este personal esté formado para su atención y, de estarlo, en el mejor de los casos, es durante un horario comercial. Como es evidente los sistemas de detección funcionan las 24 h y no solo en el horario que los atendemos localmente, ni dejan por supuesto de generar información durante todo este tiempo.

Los sistemas de detección y alarma sirven para alertarnos de un posible siniestro, para que iniciemos una evacuación y para que avisemos a los servicios de emergencia; y para todo ello hemos de atenderlos y gestionar su información. Por muy eficaz que sea un sistema, si no es atendido, no sirve la mayoría de las veces de nada. Además, si esta información se transmite sin ser verificada para iniciar una evacuación o a los servicios de emergencia en caso de falsas alarmas, generaremos desconfianza en el sistema y haremos un mal uso de los servicios de emergencia que nos atienden.

Por tanto, «la gestión remota de la información y de los sistemas de detección es una necesidad, para asegurar su eficacia y su correcto servicio, así como para verificar sus actuaciones en caso de evacuación o emergencia, dado que la mayoría de las veces no son atendidos».

¿Qué impulsa, además, la necesidad cada vez mayor de la Gestión Remota?

Cada vez hay más edificios que no disponen de personal para atender los sistemas de PCI o, teniendo actividad, están prácticamente desocupados. La gestión remota de la PCI es cada día más necesaria para atenderlos y posibilita, además, que se realice con personal dedicado y formado para ello.

La normativa en vigor (RIPCI, normas UNE y Ley de Seguridad Privada) habilita a las empresas mantenedoras de PCI para la gestión remota de señales y alarmas de incendio y al desarrollo de servicios asociados al mantenimiento presencial, al igual que a las Centrales Receptoras de Alarma para la gestión de estas alarmas de cara a la emergencia, si bien no establece una ordenación para estas actividades y servicios, siendo necesaria su regulación.

¿Qué objetivos persigue TECNIFUEGO respecto a la Gestión Remota?

  • Ayudar a definir, desarrollar y ordenar las actividades y servicios de Gestión Remota en PCI.
  • Asegurar que estas actividades y servicios sean eficaces, aporten valor a la sociedad y supongan un ahorro económico a empresas y administraciones.

¿Qué criterios hemos seguido para desarrollar los servicios de Gestión Remota?

  • Distinguir «claramente» la gestión de información y señales para realizar servicios asociados al mantenimiento de la gestión de alarmas para la emergencia.
  • Definir los requisitos que deben cumplir las empresas, personas, ubicaciones y comunicaciones que presten estos servicios.
  • Precisar que estos servicios complementan y no sustituyen el mantenimiento preventivo presencial (esencial para garantizar el funcionamiento real de los sistemas).
  • Establecer claramente las acciones remotas que pueden realizarse y sus condiciones, para evitar un uso inadecuado y no regulado de la bidireccionalidad.
  • En general, «asegurar que la propuesta cumpla y contemple la normativa aplicable a la PCI o que pudiera afectarle en el ámbito nacional o europeo, RD 513/2017; normas UNE; normas o estándares europeos relacionados EN 50518; PrEN50710 o guía de Euralarm; Ordenes y Leyes de Seguridad Privada o cualquier otra relacionada o que le fuera de aplicación».

¿Qué ventajas plantea la Gestión Remota?

  • Mejorará la calidad de las instalaciones, al tener de forma continua más información de su estado y comportamiento, se detectarán los defectos o fallos de inmediato.
  • Los establecimientos no ocupados o fuera del horario de ocupación podrán estar siempre controlados y ser atendidos.
  • La supervisión continua de los sistemas y la gestión de la información aportada garantizará la fiabilidad del mantenimiento.
  • Transmitir y gestionar las alarmas, con más información, facilitará y mejorará la intervención de los servicios de emergencia.
  • Disponer de información continuada del estado e incidencia de los sistemas permite desarrollar acciones predictivas, reducir asistencias o determinar problemas de obsolescencia.

La gestión remota supone un ahorro económico para empresas y administración, al aprovechar al máximo la efectividad de los sistemas y facilitar las acciones de intervención.

¿Qué tipos de actividades desarrolla la Gestión Remota?

Se han desarrollado documentos técnicos para definir, desarrollar y ordenar las posibles actividades y servicios de Gestión Remota:

  • Servicios asociados a la gestión de señales de mantenimiento
  • Servicios asociados a Central receptora de alarmas de incendio (CRI)