Mirna Rodríguez. Directora de Formación y Publicaciones de CEPREVEN

Mirna Rodríguez le gusta salir a pasear con su perra Mia, los callos a la madrileña, un digestivo gin tonic, y organizar «salidas de chicas» con su hija y su madre. Pero lo que más impacta de ella es la generosidad con la que comparte su mundo de emociones, sueños y recuerdos.

Las líneas de este «Un café con…» empiezan a tomar forma a pie de calle -ante la majestuosa vista del Palacio Real de Madrid- junto a una mujer que trasmite los olores, sabores y colores de la tierra que la vio nacer: Cuba. Sacarla de sus registros habituales -Mirna Rodríguez es la actual directora de Formación y Publicaciones de CEPREVEN, Asociación de Investigación para la Seguridad de Vidas y Bienes. Centro de Prevención de Daños y Pérdidas- no requiere gran esfuerzo: se presta a una distendida conversación en la que mostrará a una mujer llena de talento, rotundas ideas y grandes retos.

De madre de origen español y padre cubano, su historia comienza en la calle 110 de La Habana -cerca del famoso cabaret Tropicana-, ciudad de la que permanecen imborrables recuerdos de infancia: Sus años de colegio en las denominadas Escuelas de Campo, «donde estudiabas y también -matiza- hacías labores en el campo», el aroma del arroz con frijoles negros y la yuca, los veranos junto al río en casa de los abuelos en la localidad de Camagüey… y el sentir único de los cubanos. En su vida, desde entonces, han pasado infinidad de cosas.

Con un tono de voz pausado y cautivador, que acompaña con dulces y espontáneos gestos, Mirna Rodríguez relata que se licenció en económicas en Rusia -allí conoció a su marido, cubano, también- y, desde allí, emprendió rumbo a España donde completó sus estudios y forjó parte de su trayectoria profesional: Posee un curriculum laboral siempre vinculado al mundo de la formación dentro de diferentes compañías. «Siempre he apostado por la formación -indica-, tengo el claro convencimiento de que es fundamental para todos los ámbitos de la vida. Invertir en formación es apostar por el futuro». Una apuesta que permanece intacta ahora desde CEPREVEN, donde lleva nueve años al frente –«junto a un equipo de profesionales excepcional», señala- de la puesta en marcha de programas formativos y publicaciones, junto con un intenso trabajo dentro de diversas Comisiones de la CFPA-Europa, el Foro de Prevención de Aseguradoras Europeas y NFPA.

Afable, cariñosa y cercana, es ella quien por unos momentos decide dejar atrás una conversación con sabor a nostalgia lejana y «confesar», entre bromas, que se le hace la boca agua ante un plato de lentejas o  que ahora está descubriendo al torero Juan Belmonte, en la biografía escrita por Manuel Chaves Nogales. Coqueta –«y con la edad más…», apunta con una amplia sonrisa-, y con dispares gustos musicales -«¡la música clásica mucho!, pero también Bob Marley y Amy Winehouse»-, sueña con viajar a África y visitar exóticas islas. La verdad es que con ella…todo es posible.