Una nueva solución de Tesa Assa Abloy permite a las empresas gestionar sus accesos con el móvil

A partir de ahora un smartphone, con tecnología NFC, puede sustituir a las llaves o tarjetas de empleado tanto en grandes corporaciones como en pymes. Se trata de una innovadora solución desarrollada por Tesa Assa Abloy para clientes de empresa Vodafone.

SMARTair_escutcheon_Euro_office door_hand_phone_landscape

Con sólo descargar la app Vodafone Wallet se podrá gestionar el acceso del personal fijo u ocasional a aquellos recintos corporativos (oficinas, salas de reuniones, despachos…) que dispongan de un sistema de control de accesos electrónico.

Las principales ventajas para las empresas con esta nueva funcionalidad son el ahorro, la comodidad y la seguridad. En caso de pérdida del móvil -menos habitual que el extravío de una tarjeta- el administrador podrá de manera muy sencilla y con el uso de un intuitivo software eliminar la credencial almacenada de forma segura en la SIM. Además evita costes innecesarios en tiempo y dinero como el remplazo de llaves o la tramitación de nuevas tarjetas.

Con esta innovación el sistema de control de accesos SMARTair -que permite el control y la seguridad de todas las puertas de un edificio de oficinas con una credencial electrónica inteligente sin contacto- se amplía y convierte la experiencia de apertura en una operación cómoda (cualquier modificación puede hacerse de modo remoto y no es necesario reprogramar la cerradura), adaptable (conviven las dos opciones: tarjeta y smarphone NFC) y segura.

Para disfrutar de este servicio Tesa Assa Abloy se encarga de instalar su sistema de control de accesos a través de su red de instaladores homologados SMARTair y Vodafone dotará a los empleados con smartphones NCF adecuados para descargarse la aplicación Vodafone Wallet de Google Play.