fbpx
InicioCiberseguridadLa confianza digital es cada vez más difícil de conseguir

La confianza digital es cada vez más difícil de conseguir

A medida que las organizaciones se transforman digitalmente, se hace más urgente priorizar la confianza digital para que puedan alcanzar sus objetivos y prepararse para las oportunidades futuras del mercado, la legislación y el cumplimiento normativo. Una nueva investigación de ISACA, la principal asociación profesional global que ayuda a individuos y organizaciones en su búsqueda de confianza digital, ha puesto en evidencia una clara falta de estrategia organizacional en relación con la confianza digital.

¿Qué es la confianza digital?

ISACA define la confianza digital como la confianza en la integridad de las relaciones y transacciones entre proveedores y consumidores dentro de un ecosistema digital y es un indicador clave de las credenciales de seguridad de una organización. Con esta definición en mente, ha realizado un informe llamado «Estado de la Confianza Digital 2024«, que asegura que el 77% de los encuestados está de acuerdo en que la confianza digital es crucial para la transformación digital y el 82% dice que la confianza digital aumentará en importancia en los próximos cinco años.

A pesar de ello, casi tres cuartas partes (71%) opinan que su organización no ofrece capacitación al personal sobre confianza digital y solo el 21% de las organizaciones planea aumentar su presupuesto en esta área. 

Las empresas no están seguras de cómo mejorar la confianza digital

La mayoría (76%) de los profesionales de negocios y TI cree que la confianza digital es relevante para su organización (además de para la transformación digital) y el 65% considera que es importante que las organizaciones sean calificadas de manera independiente en sus prácticas de confianza digital, y que, además, los resultados se hagan públicos. 

A pesar de reconocer su relevancia e importancia, tres cuartas partes (75%) de los encuestados no están seguros o no son completamente conscientes de lo que mejorar la confianza digital requiere en la práctica. Un número similar (77%) informa de que sus organizaciones actualmente o no miden la madurez de sus prácticas de confianza digital, o no están seguros si lo hacen.

Chris Dimitriadis, director de Estrategia Global de ISACA, afirmó: «Es alentador que las empresas sigan reconociendo la importancia de la confianza digital, no solo de cara a la sostenibilidad, seguridad y rentabilidad empresarial, sino también para construir una confianza a largo plazo con los consumidores. Sin embargo, es preciso seguir mejorando y tener más iniciativa para lograr niveles altos de confianza digital. El paso imprescindible para poder hacerlo es medir los niveles actuales para establecer una referencia y crear un plan de madurez«.

Aumentan los ciberataques

El 39% de las organizaciones admite que están experimentando más ciberataques, y el 15% está sufriendo más violaciones de privacidad en comparación con el año pasado. Y, la realidad es que, si las empresas no priorizan la confianza digital, es previsible que estas cifras continúen aumentando. 

Los encuestados reconocen que las organizaciones con baja confianza digital son más propensas a ver una disminución de su reputación (64%), sufrir más incidentes de ciberseguridad (58%), experimentar más violaciones de privacidad (57%) e incluso perder clientes (54%). La encuesta revela que los mayores obstáculos para lograr altos niveles de confianza digital incluyen la falta de habilidades y capacitación del personal (50%), la falta de apoyo de la dirección (42%) y la insuficiencia de procesos y prácticas de gobernanza (32%).

Dimitriadis añade: «Liderar el cambio no depende solo de los líderes: las prácticas de confianza digital deben ser implementadas y alineadas en todos los departamentos para tener éxito. La encuesta de ISACA ha puesto en evidencia que las empresas no están seguras de lo que pueden hacer para mejorar la confianza digital, pero trabajar con un socio especializado que pueda proporcionar un marco paso a paso y asistir en la capacitación en confianza digital puede poner al negocio en el camino correcto hacia el éxito y la seguridad».

Aprovechando herramientas y marcos para avanzar en la confianza

Según la encuesta, solo el 15% de las organizaciones utilizan actualmente un marco para sus prácticas de confianza digital, pero casi la mitad (46%) cree que es extremadamente/muy importante que una organización tenga un marco de confianza digital. ISACA lanzó recientemente su Marco del Ecosistema de Confianza Digital (DTEF, por sus siglas en inglés), un recurso integral de confianza digital con indicadores y controles que pueden ser utilizados y personalizados para las necesidades de todas las organizaciones. La hoja de ruta del DTEF y las guías de implementación proporcionan una comprensión clara acerca de cómo las organizaciones pueden alcanzar el nivel de confianza digital que se ajuste a sus modelos de negocio, estrategias y objetivos.

Beneficios de usar un marco de confianza digital

Los principales beneficios de utilizar un marco incluyen:

  • Ahorrar tiempo y esfuerzo.
  • Permitir la comparación con otras organizaciones de manera rentable.
  • Proporcionar tanto credibilidad adicional como la validación de terceros en apoyo de solicitudes de presupuesto y personal.

artículos relacionados

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí