Europol publica su informe sobre la situación del terrorismo en 2022

15 ataques registrados, 388 detenidos, y el perfil de atacante terrorista entre las claves que arroja el último informe sobre la situación y las tendencias del terrorismo elaborado por Europol

Europol publica un informe sobre la situación del terrorismo y las tendencias en 2022

«Los resultados del TE-SAT 2022 confirman que el terrorismo sigue siendo un peligro real y presente para la Unión Europea». Así se pronunció Catherine De Bolle, Directora Ejecutiva de la Europol durante la presentación del último informe sobre la situación y las tendencias del terrorismo en 2022.

«Aunque nuestro trabajo conjunto para desarticular y prevenir atentados parece estar teniendo un efecto positivo, los actores solitarios asociados al extremismo violento yihadista y de derechas siguen siendo una preocupación para los Estados miembros de la UE y Europol. En una época de cambios geopolíticos, la UE necesita continuar más que nunca con sus medidas antiterroristas. Europol seguirá colaborando estrechamente con sus socios para hacer frente a los retos que se avecinan», continuó.

15 ataques registrados y 388 arrestados durante 2021

Este informe sobre terrorismo elaborado por Europol señala que se registraron 15 ataques, entre los que se cuentan tanto los ataques perpetrados como los fallidos y los frustrados. De ellos, solamente 4 fueron ejecutados, 3 de los cuales fueron impulsados por atacantes yihadistas y 1 por la extrema derecha.

Estos datos, tal y como explicaba De Bolle, son positivos en contraste con los registros del 2019. Dicho año, la cifra se elavaba a 57 ataques en total y, según este informe sobre terrorismo de Europol, el descenso está relacionado con una descenso en el número de ataques reportados como de extrema izquierda.

Y aunque la cifra para el 2021 es pequeña, no es así para el número de arrestos y convictos. Las autoridades policiales europeas llevaron a cabo 388 arrestos a sospechosos por delitos relacionados con el terrorismo. De ellos, más de dos tercios se llevaron a cabo a raíz de investigaciones sobre los ataques yihadistas en Austria, Francia y España. Tras los distintos procesos judiciales, el informe reporta 423 condenas por delitos relacionados con el terrorismo en 2021.

Cómo es el perfil del atacante, según el informe sobre terrorismo de Europol de 2022

Lo que conocemos como lobos solitarios son los principales actores en ataques terroristas y extremistas en Europa. Tal y como señala el reporte, estos perfiles han sido asociados en su mayoría a ataques relacionados con el terrorismo yihadista, de la extrema derecha y el extremismo violento. Sin embargo, en 2021 también se desbarataron varios atentados en los que participaban varias personas.

Así, a pesar de que la ejecución quede en manos de una sola persona, no tiene por qué planearse la acción en solitario y de forma aislada. La facilidad para crear comunidades en línea desempeña un papel clave en la radicalización de los individuos. A través de la red resulta sencillo encontrar propaganda, material didáctico y oportunidades para la adquisición de armas diversas que facilitan la perpetración de los ataques. Asimismo, el informe señala cómo la pandemia de la COVID-19 ha supuesto una oportunidad para la radicalización, especialmente en la violencia asociada a los extremos ideológicos. Según recogen, el aislamiento social y la mayor presencia online ha conseguido aumentar la sensibilidad individual ante los mensajes más radicales, que han usado la desinformación sobre el virus para apoyar sus narrativas.

Tipos de armas usadas en los ataques terroristas

Para los ataques terroristas perpetrados en 2021, las armas blancas, los vehículos y artefactos incendiarios improvisados fueron las herramientas empleadas para llevar a cabo la acción. Además, durante diversas investigaciones se hallaron armas hechas con impresoras 3D, así como armas convencionales y de fabricación casera.

Cómo evolucionará el terrorismo en la Unión Europea

El informe elaborado por Europol también recoge por primera vez algunos factores sociales que podrían impactar en el desarrollo del terrorismo dentro de la Unión Europea. Entre ellos, destaca la inestabilidad geopolítica, «las campañas de desinformación asociadas a la guerra de agresión rusa contra Ucrania pueden movilizar a los consumidores de la propaganda rusa, mientras que los medios de los medios de comunicación pueden ser utilizados por diferentes grupos e individuos para financiar actividades violentas», señala el reporte.

También señala la inestabilidad socioeconómica causada por la inflación como un punto dolor que incentive nuevos ataques. Además, incluye los efectos a largo plazo de la pandemia, el cambio climático y el crecimiento de la sociedad digital y las nuevas tecnologías como elementos a tener en cuenta.

Lee el Informe sobre la situación del terrorismo y las tendencias del 2022 (TE-SAT 2022) en la página oficial de Europol

Imágenes: Fabien Maurin/Unsplash