Asociaciones de PCI solicitan al Ministerio de Industria la legalización de los rociadores ESFR

La Asociación Española de Sociedades de Protección contra Incendios (TECNIFUEGO), la Asociación de Profesionales de Ingeniería de Protección contra Incendios (APICI) y la Asociación de Investigación para la Seguridad de Vidas y Bienes (CEPREVEN) han presentado ante el Ministerio de Industria un documento de “Solicitud de autorización para la instalación de los rociadores tipo ESFR”.

Rociadores ESFR

La iniciativa conjunta cuenta con la colaboración de la European Fire Sprinkler Network (EFSN) y con el apoyo del Centro Español de Logística (CEL). Todas las asociaciones involucradas confían en que este documento sirva para desbloquear el problema generado con el Marcado CE de los rociadores ESFR y conseguir, así, tanto alternativas como una solución definitiva.

El documento presentado se enmarca en una serie de contactos mantenidos entre TECNIFUEGO y responsables del Ministerio de Industria. El departamento ministerial solicitó en una primera reunión una propuesta con una posible solución legal que estuviera dentro del ámbito del Reglamento de Instalaciones de Protección contra Incendios (RIPCI).

A tal efecto se ha elaborado el documento firmado por APICI, CEPREVEN y TECNIFUEGO solicitando la legalización de estos rociadores en aplicación de la Disposición Adicional Primera del RIPCI y del principio del Reconocimiento Mutuo, recogido en el Reglamento del Parlamento Europeo y del Consejo de 19 de marzo de 2019. La propuesta ha obtenido una buena acogida, dado que el Ministerio ha trasladado a TECNIFUEGO su disposición para aplicar el principio de Reconocimiento Mutuo. Para ello se deberá seguir los pasos recogidos en el Reglamento Europeo.

Los rociadores tipo ESFR

El rociador tipo ESFR, desde su aparición a finales de la década de 1980, ha generado gran aceptación debido a las ventajas y nuevas alternativas que aporta por su alta respuesta de protección. Este tipo de rociadores incorpora una tecnología de respuesta rápida para permitir descargar el agua en menos tiempo. Además, fueron diseñados para “suprimir” el fuego, en lugar de solo para “controlar” el incendio como había ocurrido hasta la fecha.

Estos rociadores disponen de certificados de entidades de reconocido prestigio y se comercializan en muchos de los Estados miembro de la Unión Europea: Alemania, Austria, Bélgica, Italia, Portugal, Francia, etc. Los certificados acreditan y avalan las condiciones técnicas y la garantía de seguridad de los rociadores ESFR –equivalentes a las exigidas, en caso de haberlas, por las correspondientes disposiciones españolas–, mediante protocolos de evaluación desarrollados por un organismo de certificación especialista en el ámbito de la Protección Contra Incendios y reconocido oficialmente en el Estado de origen (VdS, LPCB, FM, UL, etc.).