Securitas: diez consejos para proteger a las empresas en Internet

En el marco del Día Mundial de Internet SeguroSecuritas Seguridad ha desarrollado diez consejos para que lo que las compañías y sus profesionales hacen en la Red no se convierta en una amenaza para su negocio.

Diez consejos

 

 

En un minuto de Internet pasan muchas cosas – cientos de miles de posts en redes sociales, cientos de horas de vídeos subidas, etc. –, que no solo podrían tener un impacto negativo en la reputación de una empresa, sino que además pueden generar riesgos físicos a las mismas. Y es que un simple post en redes sociales puede contener indicios sobre actos delictivos en el mundo físico. Además, el tiempo que usamos Internet a diario se ha visto incrementado cada año, y ya en 2020 usuarios de todo el mundo pasaron una media de 6 horas y 54 minutos al día en Internet, y dedicaron 2 horas y 25 minutos a las redes sociales, según el Informe Digital 2021: Global Overview Report.

Basándose en sus servicios de Inteligencia Digital, Securitas Seguridad plantea diez consejos, que ha dividido en tres ámbitos diferentes:

Reactivos

1.- Rastrear y analizar aquella información ya disponible sobre nuestra organización y los directivos de la misma. Debemos ser conscientes de cuál es nuestra huella digital y nuestro grado de exposición digital, para conocer de forma más completa y exhaustiva lo que cualquier persona podría encontrar en la Red sobre nosotros.

2.- Detectar y seleccionar aquella información susceptible de ser utilizada con fines malintencionados, para evitar ataques como la extorsión, la ingeniería social, campañas de descrédito, el fraude del CEO (una modalidad de suplantación de la identidad especialmente dirigida a empresas), etc.

3.- Evaluar si existe una separación clara y con distinto grado de accesibilidad entre el ámbito profesional y el personal. Tener clara la diferencia entre ambos aspectos, y evitar los riesgos que supone publicar fotos o información personal en los perfiles corporativos y profesionales que la empresa tiene en la Red.

4.- Analizar si nuestras credenciales digitales se han visto expuestas y/o comprometidas para evitar la violación o fuga de datos y, por tanto, otros ataques como el robo de identidad.

5.- Determinar si debemos corregir o restringir el acceso o disponibilidad a la información que está disponible en la Red para evitar cualquier riesgo.

Anticipativos

6.- Crear un protocolo corporativo de publicación de contenidos en el entorno digital. Este deberá valorar diferentes aspectos, como el hecho de no realizar publicaciones a futuro, delimitar la información que se quiere comunicar o mantener los perfiles en redes sociales en modo privado, entre otros.

7.- Considerar siempre la reputación corporativa en Internet como un aspecto que puede derivar en un riesgo digital y/o físico, tanto para nuestros profesionales como para la empresa.

8.- Tener en cuenta las recomendaciones sobre ciberseguridad en nuestros hábitos digitales, para asegurar que nuestro entorno digital está lo más ‘limpio’ posible.

Continuados

9.- Aplicar, revisar y verificar que se están cumpliendo dichas recomendaciones por medio de un monitoreo de la huella digital y del grado de exposición digital.

10.- Realizar evaluaciones de la exposición digital con la participación de los departamentos de seguridad, ciberseguridad, comunicación e inteligencia.

Imágenes: Free-Photos/Pixabay