Pefipresa incorpora la tecnología BIM en la gestión de sus proyectos

La tecnología BIM en el mundo ha venido para quedarse. Hoy en día nadie duda de su potencial, de hecho, el tamaño de mercado a nivel mundial del BIM se valoró en 5,20 billones de dólares en 2019, y se espera que alcance los 15,06 billones de dólares en 2027, siendo la tasa de crecimiento anual compuesta (CAGR) de un 14,3% de 2020 a 2027 (Fuente: Allied Market Research, marzo 2020).

Pefipresa siempre ha sido consciente del potencial y el valor añadido que aporta el uso de esta metodología en protección contra incendios para sus clientes. Y por ello, los inicios de su adaptación a la tecnología BIM, ya son cosa del pasado.

A día de hoy, la compañía sigue avanzando en el uso de BIM como herramienta para mejorar la calidad en el servicio que ofrece a sus clientes en protección contra incendios. Esta herramienta se basa en el uso de tecnología multidimensional más allá del 3D y presenta numerosas ventajas competitivas frente a los procedimientos tradicionales.

Permite, entre otras cosas, conocer las propiedades y los datos de los sistemas que integran la instalación en tiempo real, además de disponer de una información sincronizada y con todo tipo de detalles en cada uno de las etapas que integran un proyecto, obteniendo, por tanto, una agilización, así como una disminución en los tiempos de diseño. Además, con el uso de esta tecnología, disminuimos los sobre costes que pudieran surgir por imprevistos.

Sin embargo y aunque resultan evidentes todas las ventajas que esta tecnología ofrece, todavía queda mucho que mejorar, y un camino largo que recorrer. Hasta que no sea una herramienta de uso instaurada completamente a nivel mundial, no se podrá beneficiar la sociedad de su gran potencial. Por ese motivo, Pefipresa en su día a día, seguirá trabajando, aportando y fomentando su uso, poniendo su granito de arena para que ese futuro llegue a la mayor brevedad en beneficio de todos.