Casmar lanza al mercado generadores de ozono

Casmar ha incluido en su oferta de productos un amplio catálogo de soluciones de desinfección de Ozono. Se trata de dispositivos seguros extremadamente efectivos como desinfectantes a concentraciones relativamente bajas. El catálogo de generadores de ozono con oxidación fotocatalítica (PCO) ofrece soluciones para aplicaciones residenciales y de pequeño comercio, media potencia, alta potencia, paquetería y desinfección de flotas de vehículos, así como un arco nebulizador para accesos a comercios.

desinfección
¿Quieres saber más sobre el Ozono?
Un generador de Ozono es un equipo capaz de generar en el ambiente de un espacio cerrado una molécula de O2 (Ozono) de manera artificial mediante la generación de una alta tensión eléctrica (llamada efecto corona) y que se produce dentro del dispositivo. Al ser una sustancia altamente oxidante, el Ozono desinfecta de manera natural, matando bacterias, hongos, gérmenes y otros microorganismos. Es limpio y ecológico, no deja residuos al ser una forma inestable se vuelve a convertir en gas oxígeno O2.

  1. ¿Es seguro su uso?
    Hasta el momento y a pesar de llevar utilizándose en diferentes ámbitos como desinfectante durante más de 100 años, en todo el mundo no se han sido registrados casos letales por intoxicación de ozono. Se percibe su olor en concentraciones muy bajas de 0,005 a 0,02 ppm, concentraciones muy inferiores a las recomendadas por la OMS (0,1 ppm para exposición prolongada). El ozono está aprobado por la FDA para su uso en contacto directo con alimentos.
  2. Propiedades del Ozono:
    – Se genera in situ, eliminando el transporte y almacenamiento.
    – Es muy barato de producir y tiene un suministro ilimitado.
    – Es mucho más seguro para los trabajadores que otros desinfectantes convencionales.
    – Se lleva aplicando industrialmente como desinfectante durante más de 100 años.
    Incrementa la vida útil de los alimentos y está aprobado por la FDA.
    – Permite el reciclaje de aguas residuales.
    – Elimina el uso de agua caliente y desinfectantes convencionales.
    – El ozono elimina malos olores.