La protección contra incendios, la gran olvidada del IoT

Por Eugeni Mulà. Director comercial de Detnov

El gran reto que el sector de la seguridad tiene por delante es el de centrar sus esfuerzos en detectar y proteger a sus clientes contra los incendios, un desafío que puede llevarse a cabo gracias a los últimos progresos y ventajas que viene proporcionando la tecnología en la nube, como ya se ha conseguido con productos como CCTV, control de accesos o el sistema de intrusión.

Desde la aparición del primer teléfono inteligente, que transformó la forma en que las personas manejaban sus tareas diarias y cómo interactuaban con el resto del mundo, hasta los avances tecnológicos de la conectividad a Internet con acceso global a la información, cada vez es más frecuente hoy en día familiarizarse con el concepto de IoT, Internet of Things. Los logros obtenidos en los últimos 10 años en este campo permiten la posibilidad de conectar cualquier dispositivo electrónico a Internet y recopilar y comunicar datos en tiempo real en todo el mundo. Los expertos consideran que esta tendencia es el comienzo de la cuarta revolución industrial, o más comúnmente conocida como Industria 4.0. Es seguro decir que IoT nos ofrece la oportunidad de ser más eficientes en la forma en que hacemos las cosas, ahorrando tiempo y dinero.

Los sistemas de seguridad, por ejemplo, conforman un sector que ha aprendido a aprovechar IoT y ha adaptado sus productos para ofrecer servicios basados en la nube a los usuarios finales y exponerlos a un mundo lleno de posibilidades: desde la posibilidad de comprobar remotamente las cámaras de CCTV de nuestra empresa hasta armar o desarmar el sistema de intrusión instalado en casa o en la oficina. Estos son solo algunos ejemplos de cómo los fabricantes dentro de la industria de la seguridad han proporcionado herramientas para hacer que la vida de sus clientes sea más fácil y segura.

Lea el artículo íntegro en Cuadernos de Seguridad 344

Imágenes: Shutterstock / metamorworks