La innovación y tecnología determinan el futuro de las CRAs

La aplicación de la tecnología más innovadora en los sistemas de seguridad ha supuesto toda una revolución en la gestión de las Centrales Receptoras de Alarmas (CRAs). De solo gestionar señales de robo, fuego y atraco, actualmente manejan un alto volumen de clientes e información muy compleja, convirtiéndose en Centros Operativos de Gestión.

LA adaptación a todos estos nuevos servicios que ha traído la tecnología más innovadora y puntera a las CRAs han motivado que el uso de drones, la teleasistencia a personas dependientes, la gestión reputacional en redes sociales, el vídeo embarcado en transportes de viajeros… hayan pasado a formar parte del catálogo de servicios remotos.
Entre estas soluciones destaca, por su potencial de crecimiento, los sistemas de vídeo, que cuentan ya con análisis de vídeo y vídeo inteligente o inteligencia artificial.

CRAs

El desarrollo de estas soluciones, apoyadas en sistemas de intrusión cada vez más funcionales, tendrá una gran proyección los próximos años, siendo gestionado por las Centrales Receptoras.

Igualmente, en Techco Security estimamos que se crearán servicios nuevos que, de una forma u otra, irán restando la necesidad o, cuando menos, disminuyendo la presencia de vigilantes. Hablamos de vídeo-rondas apoyadas en Drones o en Robots; unos servicios que no serán nada descabellados verlos a corto plazo. En este sentido, la capacidad de asumir funciones propias de Centros de Control de un cliente concreto será algo a lo que tendrán que adaptarse las Centrales Receptoras del futuro.

Asimismo, en poco tiempo veremos como el sistema de CCTV (Circuito Cerrado de Televisión) le quita mercado al clásico sistema de intrusión, asumiendo servicios nuevos y disminuyendo incluso el número de falsas alarmas gracias al análisis de vídeo e inteligencia artificial.

Comunicaciones ciberseguras

Otro de los pilares esenciales de las Centrales Receptoras en el futuro son las comunicaciones. Hemos pasado, en poco tiempo, de una conexión por RTB (Red Telefónica Básica), que desaparecerá en breve, a las comunicaciones IP (Internet Protocol) cuyos indicios nos hacen pensar que evolucionará a una infraestructura aún más segura, rápida y con mayor capacidad de tráfico de datos, fundamental para el sector de la seguridad y el futuro desarrollo de sistemas sobre CCTV.

Mientras este nuevo contexto llega, en el que se necesitarán profesionales que sean capaces de administrar las comunicaciones IP para ofrecer una Central Receptora segura a sus clientes, coexistirá una receptora de backup de la principal, unos sistemas redundados y unas comunicaciones securizadas.

Todo ello sin olvidar protegerse de los ciberataques. En un mundo donde el bien a proteger ha pasado de ser físico a digital, los clásicos sistemas de seguridad no son efectivos y han de crearse nuevas soluciones para garantizar la protección de la información, entendida como un producto transformado en datos.

Por ello, las Centrales Receptoras también deberán adaptarse a los nuevos tiempos y tecnologías que vayan surgiendo, incorporando servicios de Ciberseguridad en la cartera de servicios.

Por Ignacio Mora Díaz. Coordinador CRA/SOC de Techco Security

Lea el artículo completo en Cuadernos de Seguridad