Hikvision ofrece un nuevo plug-in de comunicación directa con CRA

Hikvision ofrece un nuevo plug-in que permite la comunicación directa con las principales plataformas de software de gestión de alarmas: Manitou, IBS y MASterMind. Se trata del primer paso en un proceso de integración, que está previsto completar con una pasarela que permita ampliar las funciones disponibles para las Centrales Receptoras de Alarmas.

comunicación con CRA

Gracias a este plug-in es posible realizar una verificación mediante vídeo cuando se haya  producido una alarma, accediendo a un grabador – ya sea a través de IP estática o de un DNS, como el que ofrece Hik-Connect -el servicio de conexión DDNS para los equipos de Hikvision-.

De esta forma, es posible realizar las siguientes operaciones:

  • Visualización de imágenes de vídeo grabado
  • Visualización de vídeo en tiempo real
  • Visualización dual de vídeo en tiempo real y vídeo grabado
  • Control PTZ (función disponible según el programa)

Con este lanzamiento, los sistemas de vídeo del principal proveedor de soluciones de seguridad a nivel mundial son ahora compatibles con prácticamente la totalidad de plataformas software de gestión de alarmas que se emplea en nuestro país.

En total, en España se calcula que existen un total de 1.820.000 conexiones activas a CRA, según datos del Observatorio Sectorial DBK de Informa. Esta cifra se ha venido incrementando en los últimos años. Concretamente, en 2017 creció un 8,5% con respecto a 2016, año en que ya había aumentado un 6,1%.

Además, las previsiones de este mismo estudio apuntan al mantenimiento de esta tendencia positiva de crecimiento. Así, se estima que el parque total cerrará el año 2018 con alrededor de 1.955.000 conexiones, lo que supondrá un incremento del 7,4% respecto a diciembre del año anterior.

Reducción de falsas alarmas

De cara al futuro, Hikvision trabaja ya en el desarrollo de una pasarela que permitirá, además de la verificación de la alarma, la incorporación de otras funciones adicionales como la recepción de eventos o el control del estado de un grabador desde la propia central.

La combinación de equipos de intrusión y sistemas de videovigilancia ofrece, a día de hoy, las mayores garantías en términos de seguridad pero además, los avances tecnológicos –especialmente en el ámbito del vídeo- han permitido incrementar la eficiencia y ampliar los servicios al usuario final (rondas virtuales, atención a los mayores, etc.)

La irrupción del Deep Learning ha permitido que los equipos de videovigilancia –tanto las cámaras como los grabadores- que integran estos nuevos algoritmos sean capaces de procesar la información con una eficacia desconocida hasta ahora. Desde el mismo momento en que se captura la imagen es posible determinar si se trata de un cuerpo humano o de un vehículo, por ejemplo.

Además, los propios grabadores pueden distinguir movimientos convencionales de elementos habituales en un área (balanceo de las hojas en un jardín, movimiento de una mascota) para reducir las falsas alarmas hasta un 90%.

Imágenes: Shutterstock / Dmitry Kalinovsky