Ferrán Anguera Salvatella. Responsable de Protección Civil. Unidad de Seguridad y Protección Civil. Metro de Barcelona

«El tándem persona-equipo en buen estado/operativo resulta clave para garantizar unos buenos estándares de seguridad y calidad del servicio». Así lo asegura Ferrán Anguera Salvatella, responsable de Protección Civil. Unidad de Seguridad y Protección Civil de Metro de Barcelona, en esta entrevista en la que además destaca que la tecnología cumple un papel crucial para complementar y reforzar las tareas de los recursos humanos en seguridad y protección civil.

Ferran Anguera—Cómo es el día a día, en cuanto a organización y planificación para el responsable de Protección Civil de la Unidad de Seguridad y Protección Civil de Metro de Barcelona?

—El día a día pasa por estar al corriente de todos los actos de la ciudad o de las propias instalaciones de Metro de Barcelona que puedan afectar la normalidad del servicio del ya intenso flujo de pasaje diario.

Tener un contacto periódico con todas las fuentes de información relacionadas con actividades de alto movimiento de ciudadanos, resulta crucial para prevenir posibles imprevistos en la red de metro.

Tanto la planificación, como la ejecución y el análisis post evento resultan cruciales para detectar posibles desviaciones respecto a la planificación prevista en el dispositivo, mejorando así los procesos futuros de semejantes características.

—¿Qué papel ha jugado la tecnología a la hora de implantar los equipos y sistemas de Seguridad en Metro de Barcelona?

—La tecnología cumple un papel crucial para complementar y reforzar las tareas de los recursos humanos en seguridad y protección civil. Esta permite realizar unos servicios mucho más eficientes y seguros, siendo además una herramienta básica para poder implantar la mejora continua, al permitir conocer parámetros objetivos del servicio diario, mensual y anual.

El factor clave pasa por garantizar un correcto mantenimiento de estos equipos y sistemas, ya que como toda tecnología, en ocasiones puede fallar e incluso pueden ser vandalizados intencionadamente para anular sus funciones, y así poder perpetrar más fácilmente alguna tipología de hecho punible (ej: vandalización de cámaras de CCTV por parte de vándalos, para evitar ser grabados mientras acceden a las instalaciones de metro y vandalizan los trenes con grafitis). (Ejemplo enfocado en el Security).

El factor clave pasa por garantizar un correcto mantenimiento de estos equipos y sistemas, ya que como toda tecnología, en ocasiones puede fallar e incluso pueden ser vandalizados intencionadamente para anular sus funciones, y así poder perpetrar más fácilmente alguna tipología de hecho punible (ej: anular detectores contraincendios para causar un incendio en una instalación sin ser detectado de forma temprana). (Ejemplo enfocado en el Safety).

La continua monitorización del estado de estos equipos tecnológicos es esencial para garantizar su operatividad en caso de necesidad.

—¿Cuáles considera que son las claves para una seguridad satisfactoria en instalaciones del tipo de Metro de Barcelona?

—Las claves pasan por tener una correcta y temprana detección de cualquier tipo de incidencia que pueda degenerar en una emergencia. La pronta detección pasa por tener unos recursos dimensionados de manera estratégica,  y así abarcar el máximo espacio y tiempo posible del servicio.

Una vez detectada, el otro factor clave es el tiempo de reacción para prevenir que la magnitud de la incidencia aumente, ya que si detectamos pero no disponemos de recursos cercanos para hacer frente, de poco sirve su rápida detección. Rebajar los tiempos de reacción es un factor prioritario de nuestros objetivos de mejora continua.   

Otro factor clave es la plena confianza en los recursos humanos, tanto de Seguridad como de los propios empleados, así como de los sistemas y los equipos de Seguridad de nuestras instalaciones. El tándem persona-equipo en buen estado / operativo resulta clave para garantizar unos buenos estándares de seguridad y calidad del servicio.

Metro Barcelona—¿Cree que los usuarios de Metro de Barcelona valoran las medidas de seguridad y protección implantadas en las instalaciones o, sin embargo, se trata de algo que pasa desapercibido?

—Para mejorar la seguridad subjetiva de nuestros clientes, resulta importante que conozcan de qué recursos disponen en nuestras instalaciones para hacer uso de ellos en caso de necesidad.

En este sentido, cada día hacemos más uso de nuestros recursos de comunicación para dar a conocer la existencia y la ubicación de estos recursos de seguridad y socorro.

Por una parte, usamos la megafonía de las estaciones para recordar a nuestros clientes que existen cámaras de videovigilancia en las estaciones por su seguridad. Les indicamos también que en el centro de los andenes de todas las estaciones, disponen de un poste con botón SOS para poder comunicar cualquier tipología de incidencia. Asimismo, también se recuerda por megafonía en qué estaciones se dispone de desfibriladores semi automáticos accesibles para su uso en caso de necesidad.

Actualmente, estamos emitiendo y trabajando nuevos materiales audiovisuales para ser visualizados en los monitores de las estaciones y del interior de los trenes. En ellos, damos consejos preventivos muy visuales a nuestros clientes, relacionados con la prevención y su autoprotección.

Creemos que todo ello ayuda a mejorar positivamente la seguridad subjetiva y objetiva de nuestros clientes, lo que se traduce se traduce en una buena valoración en las encuestas de satisfacción de la compañía.

—En una de sus últimas entrevistas explicaba que se encontraban trabajando en la dotación de desfibriladores en las estaciones, nuevas columnas SOS,… ¿podría indicarnos en qué fase se encuentra el proyecto?

—Actualmente hemos finalizado muy satisfactoriamente la prueba piloto de instalación de DEAS en 4 de nuestras estaciones. Su vandalización era un factor que nos preocupaba, pero en dos años solo han vandalizado un DEA de los 7 que tenemos instalados actualmente en 4 estaciones. La otra noticia positiva es que en estos dos años no ha sido necesario su uso, ya que ningún cliente ha sufrido ninguna dolencia cardíaca en ninguna de estas 4 estaciones.

Tales resultados, nos han animado a instalar más DEAS en nuestras estaciones. Actualmente estamos planificando su implantación en 21 intercambiadores más, ya que son las estaciones donde hay un mayor flujo de usuarios, y debido a este factor es donde más probablemente puedan ser requeridos.

En cuanto a la mejora de la visualización de los postes SOS, estamos ya organizando su adecuación en la gran mayoría de estaciones durante este 2016. Esta mejora se traducirá en una mayor localización y detección, que junto a la megafonía que hemos explicado anteriormente que indica su existencia, mejorará la comunicación más rápida y directa entre nuestros clientes y nuestro Centro de Seguridad y Protección Civil para dar una rápida respuesta al requerimiento.

—¿Han variado en los últimos años los riesgos y amenazas a los que debe hacer frente la Unidad de Seguridad y Protección Civil de Metro de Barcelona?

—Indudablemente. La sociedad evoluciona, y con ella sus riesgos y amenazas. Desde Metro de Barcelona nos adecuamos continuamente a la realidad que nos envuelve como empresa al servicio de la ciudad, y este hecho supone una alerta continua a todo aquello que ocurre en ésta.

El suburbano es un reflejo de lo que ocurre en la superficie, y como tal, debemos estar preparados para hacer frente a cualquier tipo de riesgo que pueda afectar a la seguridad de nuestros clientes y empleados.

Imágenes: Metro de Barcelona